Contáctanos

Interés General

La pandemia de COVID-19 atraviesa un momento peligroso, las vacunas por sí solas no la detendrán

Publicado

en

“Nos encontramos en un momento muy peligroso de la pandemia de COVID-19 y la gente no puede estar complacida por el hecho de que se estén desplegando las vacunas”, ha afirmado este viernes el director general de la Organización Mundial de la Salud.

El doctor Tedros Adhanon Ghebreyesus se refería así al espectacular aumento de casos y de muertes que se está produciendo en todo el mundo en las últimas semanas y que atribuyó en primer lugar a los comportamientos individuales y al hecho de que en las últimas semanas las sociedades de muchos países no están cumpliendo con las recomendaciones que las autoridades sanitarias están dando.

“El virus se ha aprovechado de esto y se está propagando a un ritmo alarmante en algunos países”, aseguró Tedros, quien insistió hasta la saciedad en que “las personas necesitan ser conscientes de que pueden detener personalmente el virus y necesitan ser conscientes que el virus puede detenerlas a ellas”.

Son nuestros comportamientos y decisiones individuales

“Ninguno de nosotros es excepcional y cuanto más podamos romper las cadenas de transmisión y detener el virus nosotros mismos, más evitaremos casos graves y muertes trágicas”, afirmó.

Tanto el doctor Michael Ryan, director del área de emergencias de la Organización, como la experta epidemióloga de la Organización, la doctora María Van Kerkhove, coincidieron con el responsable de la OMS y aseguraron que, más allá de que las nuevas variantes del virus sean más infecciosas, “son nuestros comportamientos individuales” los que están contribuyendo a que se intensifique su propagación.

La vasta mayoría de la población de este planeta continúa susceptible de ser contagiada, explicó Ryan que añadió que, aunque no existen unas estadísticas fiables, la cifra de personas que aún pueden contraer el virus podría ser hasta de “tres cuartas partes de la población” mundial.

PNUd/Pelevizo Meyase
El uso de mascarillas es uno de las herramientas más eficaces para salvar vidas y detener la transmisión del COVID-19. En la imagen, una trabajador de salud despliega mascarillas entregadas por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en India

Necesitamos ganar tiempo para salvar vidas

“Por lo tanto -añadió-, este incendio del virus va a continuar ardiendo hasta que extingamos el fuego. Podemos apagarlo. Necesitamos aplacar el calor de las llamas. Podemos hacerlo ahora mismo aplicando medidas individuales, medidas colectivas y medidas gubernamentales. Tenemos las herramientas. Las vacunas proveerán una gran oportunidad de salvar vidas y a la larga de acabar con la transmisión. Pero ese día no ha llegado todavía y necesitamos ganar tiempo. Ganar tiempo y salvar vidas hasta que ello ocurra”.

Entre las herramientas que los individuos tenemos para parar la pandemia, la doctora Van Kerkhove destacó las del distanciamiento físico, el uso de la mascarilla, el no participar en actos sociales y el aislamiento cada vez que alguien tenga la sospecha o la confirmación de que tiene el virus.

El doctor Bruce Aylward coincidió con su colega Ryan al explicar que las vacunas tienen en este momento como principal función la de “salvar vidas, las de las personas mayores y las de los que están en el frente de la lucha contra la pandemia, el personal sanitario, pero de momento no la de parar la pandemia. No se verá ningún resultado en ese sentido hasta que pasen al menos seis meses”.

Ante esa posibilidad, Ryan indicó que “no podemos dejarlo todo a las vacunas porque para entonces se habrán producido demasiadas muertes y demasiada gente habrá sufrido por la enfermedad”.

UNICEF/Hiraj Singh
Doctores hablando con la madre de un niño de nueve años en un Centro de Terapia Antirretroviral (TAR) de un hospital de Mumbai (India).

Nacionalismo de vacuna

Tendros también se refiero a la carrera que todos los países están llevando a cabo para asegurar las dosis de vacunas para sus ciudadanos.

Según datos que posee la OMS, en la actualidad, 42 países están implementando la vacunación segura y efectiva. De ellos, 36 son países de ingresos altos y seis son países de ingresos medios. Por tanto, existe un problema claro de que los países de ingresos bajos y medios aún no están recibiendo la vacuna.

Esa carrera está subiendo los precios de las vacunas y poniendo en riesgo a las personas más pobres, pero además es una estrategia que puede llevar a la derrota de todos, pues se le dará al virus la oportunidad de mutar.

“El nacionalismo de vacuna nos lastima a todos y es contraproducente. Por el contrario, la vacunación de manera equitativa salva vidas, estabiliza los sistemas de salud y conduciría a una recuperación económica verdaderamente global que estimule la creación de empleo”, aseguró Tedros.

Además, advirtió que “es importante destacar que también nos ayudaría a limitar la posibilidad de que el virus mute. Las variantes actuales muestran que el virus está haciendo todo lo posible para adaptarse a la circulación en curso dentro de la población humana. Esto es normal en todos los virus, pero en la actualidad lo ayudamos a prosperar si no reducimos la transmisión y no vacunamos de manera equitativa”.

En el futuro, quiero que los fabricantes den prioridad al suministro y la implementación a través del mecanismo internacional COVAX, la iniciativa de la Organización Mundial de la Salud para el desarrollo y distribución equitativa de vacunas contra el COVID-19.

“Insto a los países que han contratado más vacunas de las que necesitarán y están controlando el suministro mundial, a que las donen y las entreguen a COVAX de inmediato, que está listo ya para desplegarlas rápidamente”, dijo Tedros.

ONU México/Gabriela Ramirez
Las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud y la Organización Panamericana de la Salud han sido fundamentales en el hospital Juárez de la Ciudad de México.

No politizar la vacuna

A este respecto, Ryan comentó: “No queremos ver la perspectiva de que grandes proporciones de la población han sido vacunadas en unos países y nadie en otros. La gente que tiene más probabilidad de morir por esta infección no es todo el mundo en todos los países, sino los grupos que están en riesgo, por su edad y las personas vulnerables que pueden enfermar gravemente y los trabajadores de la salud que están expuestos a este virus”.

Finalmente, concluyó: “Hemos pedido en muchas ocasiones no politizar la pandemia, no politicemos ahora la vacuna

Interés General

COVID-19: Tras un año y dos millones de muertes, aún falta solidaridad para la distribución equitativa de las vacunas

Publicado

en

Detrás de los dos millones de muertos por COVID-19 hay nombres y rostros, dijo el Secretario General de las Naciones Unidas al mundo al registrarse este viernes esa cifra de decesos a causa de la enfermedad causada por el coronavirus SARS-CoV-2, identificado por primera vez hace poco más de un año.

En un mensaje de video, António Guterres calificó ese número como “un hito desgarrador” y lamentó que la pandemia sea más grave debido a “la ausencia de un esfuerzo coordinado a nivel mundial”.

Pese a que las principales economías del mundo tienen una responsabilidad especial, las vacunas están llegando rápidamente a los países de ingresos altos, mientras que los más pobres del mundo no tienen ninguna, señaló Guterres, explicando que esto ha dado lugar a una brecha enorme.

La ciencia triunfa, la solidaridad fracasa

“La ciencia está teniendo éxito, pero la solidaridad está fallando”, enfatizó, y recordó que algunos países hacen acuerdos paralelos e incluso compran más inmunizaciones de las que precisan.

Reconoció que los gobiernos tienen la responsabilidad de proteger a sus poblaciones, “pero la ´fiebre nacionalista de vacunación´ es contraproducente y retrasará la recuperación global”, agregó.

“El COVID-19 no se puede vencer en un país a la vez”, recalcó Guterres.

La ciencia ha desarrollado vacunas seguras y efectivas contra el COVID-19 y la ONU está apoyando a los países para llevar a cabo el mayor esfuerzo global de inmunización de la historia.

“Nuestro mundo sólo puede ganarle a este virus de una manera: unido”, insistió el Secretario General y sostuvo que la solidaridad mundial puede salvar vidas, proteger a las personas y ayudar a derrotar tan terrible virus.

La ONU tiene el compromiso firme de garantizar que las vacunas se consideren bienes públicos mundiales, de que sean “vacunas de la gente”, apuntó el líder de la Organización.

Se precisa un mayor compromiso

Añadió, no obstante, que para eso se requieren fondos que financien el mecanismo COVAX, creado con el fin de que las vacunas estén disponibles y sean asequibles para todos.

“Necesitamos que los fabricantes profundicen su compromiso de trabajar con el COVAX y con los países de todo el mundo para garantizar un suministro suficiente y una distribución justa de las inmunizaciones”, acotó.

Además, es indispensable que los países se comprometan ahora a compartir las dosis excesivas de vacunas porque esto ayudaría a inmunizar pronto a todos los trabajadores sanitarios del mundo y protegería los sistemas de salud del colapso.

Guterres señaló que se debe dar prioridad también a otros trabajadores de primera línea, como los humanitarios, y a las poblaciones de alto riesgo.

En cuanto a las reservas que mucha gente tiene para inmunizarse, consideró que se debe aumentar la confianza y el conocimiento público de las vacunas por medio de comunicaciones eficientes basadas en hechos.

También recordó que se deben mantener las medidas de seguridad conocidas: usar mascarillas, guardar la distancia física y evitar las multitudes.

Un asiento para siempre vacío

António Guterres dedicó palabras emotivas a las víctimas fatales del COVID-19: “la sonrisa ahora sólo es un recuerdo, el asiento para siempre vacío en la mesa de la cena, la habitación que resuena con el silencio de un ser querido”.

“En memoria de esos dos millones de almas, el mundo debe actuar con mucha más solidaridad. Ahora es el momento”, concluyó.

Continuar Leyendo

Interés General

Si se relajan las medidas contra el COVID-19, este año será peor que el anterior

Publicado

en

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) confirmó este miércoles que seis países del continente – Canadá, Estados Unidos, México, Costa Rica, Chile y Argentina- ya comenzaron la vacunación contra la COVID-19, a través de los acuerdos bilaterales firmados con las empresas farmacéuticas, y que lo hicieron con cantidades muy limitadas “porque esa es la realidad del mundo”.

“El país de la región que tiene una mayor proporción de vacunación hasta el momento es Estados Unidos, que está cerca del 3% de su población. Se estima que el 3% corresponde a los trabajadores del sector de la salud. Los otros países están por debajo del 1%. Empezaron la vacunación, lo que es muy bueno, pero con una cantidad muy limitada”, destacó el subdirector de la OPS durante la rueda de prensa semanal donde se evalúa la evolución de la COVID-19 en el continente americano.

Jarbas Barbosa recordó que, para tener éxito, en estos momentos no solo es necesario disponer de la vacuna, sino contar con “una estrategia de vacunación” que permita la capacitación de los trabajadores sanitarios, evaluar las cadenas de frío y disponer de procesos de comunicación para llegar a la población.

“Todos los países de la región están utilizando una herramienta de autoevaluación y, en base a esta herramienta, estamos brindando más cooperación técnica para llenar las brechas y para que cuando tengan la vacuna puedan implementar rápidamente y con mucha eficiencia una estrategia adecuada de inmunización”, explicó.

Por su parte, la directora de la OPS, Carisse Etienne, alertó que, ante la aparición de nuevas variantes del virus, como la identificada en el Reino Unido, nuestra mejor apuesta para controlar la pandemia actualmente es mantener las medidas de salud pública que se anunciaron desde el inicio de la pandemia: mantener la distancia social, llevar mascarilla en los espacios públicos y el lavado continuo de manos.

“Nuestra capacidad colectiva de mantenernos al día con estas medidas puede determinar la trayectoria de este año. Si seguimos siendo diligentes, tenemos el poder de controlar este virus, pero nadie se equivoque: si nos relajamos, 2021 puede ser mucho peor que 2020”, enfatizó.

Dos mil millones de dosis de la vacuna aseguradas para el segundo semestre

Con relación a la situación actual del mecanismo COVAX, la iniciativa mundial que garantiza el acceso rápido y equitativo de todos los países a las vacunas contra la COVID-19 independientemente de su nivel de ingresos, reiteró que diez países de la región recibirán la vacuna a coste cero y que otros veintisiete, denominados naciones con autofinanciamiento, pagaron un adelanto para toda la región de 430 millones de dólares.

Esto corresponde al 15% de la primera fase de COVAX, que tiene el objetivo de vacunar al 20% de la población de cada uno de los países”, afirmó y matizó que hay variaciones ya que algunas naciones solicitaron menos del 10%, otros 16%, pero que la media es del 20%.

A continuación, añadió que COVAX terminó el proceso de recepción de ofertas el 23 de diciembre y empezó rápidamente la evaluación de las propuestas, “y ya tenemos una cantidad de 2000 millones de dosis de vacunas aseguradas para el año 2021. La dificultad es que la gran mayoría de estas vacunas están programadas para entregarse en el segundo semestre. En el primer semestre, COVAX va a empezar en marzo a entregar la vacuna, pero todavía en cantidades limitadas ya que ese es el compromiso de los productores con COVAX”.

Barbosa explicó que continúan las conversaciones entre la OPS y otros productores y señaló que es “muy probable” que en febrero se reciba una pequeña cantidad de vacunas para algunos países, que cifró en alrededor de un millón, especificando que las proveerá la farmacéutica Pfizer. Esta primera entrega funcionará como prueba piloto.

Señaló que, tras recibir la vacuna de Pfizer la precalificación necesaria de la Organización Mundial de la Salud para participar en el mecanismo COVAX, la inmunización de la farmacéutica Moderna podría ser la siguiente en recibir la autorización “en dos o tres días”, y que Astra-Zeneca ya aportó la documentación necesaria y podría ser la tercera.

Las vacunas del Gamaleya Instiute ruso, con su vacuna Sputnik V, y las de la empresa biofarmacéutica china Sinovac, con su vacuna Coronavac, ya iniciaron el proceso de negociación con el equipo de precalificación de la OMS.

Llegan a América las variantes del coronavirus del Reino Unido y Sudáfrica

El doctor Sylvain Aldighieri, gerente de Incidente para COVID-19, explicó que hasta este miércoles ocho países del continente americano – Brasil, Canadá, Chile, Ecuador, Jamaica, México, Perú y Estados Unidos- reportaron la variante de coronavirus identificada en el Reino Unido, y que la variante detectada en Sudáfrica se halló en Brasil y Canadá.

Nuevo récord semanal de casos de COVID-19

La doctora Carissa F. Etienne actualizó las estadísticas relativas a la enfermedad e indicó que desde el inicio de la pandemia se han infectado con el coronavirus más de 39 millones de personas en el continente americano y que el número de fallecidos se acerca a los 925.000.

Etienne afirmó que “prácticamente todos los países de América experimentan una aceleración de la propagación del virus” y que la semana pasada hubo 2,5 millones de nuevos contagios en la región, la cifra semanal más alta desde la llegada del virus al continente.

Continuar Leyendo

Interés General

México podría adquirir hasta 24 millones de dosis de vacuna rusa Sputnik V contra COVID-19

Publicado

en

Este biológico beneficiaría a 12 millones de mexicanas y mexicanos

Autoridades del Gobierno de México llegaron a acuerdos preliminares con funcionarios del ámbito científico y de gestión del gobierno de Rusia, que potencialmente darían la posibilidad a nuestro país de acceder a 24 millones de dosis de la vacuna contra COVID-19 Sputnik V, para inmunizar a 12 millones de personas, anunció el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez.

Informó que, por instrucción presidencial, el pasado 7 de enero viajó a la República Argentina, donde fue recibido por el presidente de Argentina, y entabló reuniones muy productivas con autoridades de su gobierno, así como con empresarios que trabajan en vacunas contra COVID-19.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud resaltó que en cuestión de horas estaría llegando desde Argentina el biológico de la vacuna desarrollada por AstraZeneca-Oxford que será envasada en México para su eventual distribución en América Latina, toda vez que un día antes de su visita a la planta de esta farmacéutica Argentina terminó la producción del lote de vacunas.

López-Gatell Ramírez señaló que “ambos países hemos experimentado similitudes en las estrategias de atención de la pandemia” y quedó de manifiesto tras sus reuniones con el presidente Alberto Fernández; la viceministra de Salud, Carla Vizzotti, y la asesora presidencial en materia de vacunación Cecilia Nicolini.

Durante su estancia en Argentina, el subsecretario López-Gatell conoció a detalle el proceso de fabricación de la vacuna de AstraZeneca-Oxford que se produce en la planta de la farmacéutica mAbxience y que se envasará en la planta de la firma mexicana Liomont, con sede en el municipio de Ocoyoacac, Estado de México.

López-Gatell Ramírez también dio a conocer que este 12 de enero, durante la conferencia matutina que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador, se informará sobre el plan nacional de vacunación, que pasa de su fase de calibración a su etapa de ampliación para el resto del personal de salud que no ha sido inoculado y, posteriormente, a la población general, iniciando con personas adultas mayores.

De acuerdo con la Política Nacional de Vacunación contra el virus SARS-CoV-2 para la prevención de la COVID-19 en México, en la primera fase de aplicación del biológico se inmuniza a personal de salud de 11 categorías laborales que atiende pacientes COVID-19.

A partir de la llegada este 12 de enero del nuevo embarque con 439 mil 725 dosis y los que llegarán los días 19 y el 26 de enero de la vacuna Pfizer BioNTech, con igual cantidad de dosis cada uno, se ampliará la inmunización a personal de salud de las 32 entidades federativas.

Durante la conferencia de prensa diaria para informar sobre la pandemia por COVID-19, informó que hasta hoy se han aplicado en México 87 mil 060 dosis al personal de salud que está en la primera línea de atención de la enfermedad. En esta fase inicial de calibración, los objetivos son aplicar entre 6 mil y 6 mil 500 vacunas cada día y utilizar las dosis conforme arriben a nuestro país. Ambos propósitos se han cumplido.

Durante la conferencia de prensa, el director general de Epidemiología, José Luis Alomía Zegarra, aclaró que hasta el momento sólo se ha confirmado un caso en México de la nueva variante del coronavirus SARS-CoV-2 identificada en Reino Unido; no hay evidencia científica de que provoque una enfermedad más agresiva o mayor letalidad.

Continuar Leyendo

Lo Más Visitado

Copyright © 2018 Desarrollo y diseño web por Smiley face